Stage Keller&Kalmbach
Capacidad de bodegaje y order picking aumentado

Ampliación de la bodega central de Keller & Kalmbach

Keller & Kalmbach es uno de los proveedores de servicios líderes en gestión de piezas en C. El 2016, con alrededor de 800 empleados, la compañía generó una facturación anual de 270 millones de euros, casi el doble que en 2009 cuando se completó la primera fase de construcción.

Alto grado de complejidad en la planificación y montaje

El enfoque de la compañía en la gestión de piezas en C para clientes industriales es una tarea intralogística particularmente exigente. El objetivo final es que los clientes reciban la entrega de sus productos en el momento correcto, en el lugar correcto y en la cantidad correcta. Se requiere un nuevo y moderno centro de distribución para manejar esta tarea.

Nos centramos en una nueva estrategia de selección de pedidos considerablemente más racional durante la primera fase de construcción. También nos enfocamos en el diseño ergonómico de los espacios de trabajo para preparación de pedidos, así como en la eficiencia de los procesos.

Desde la primera fase de construcción hubo un éxito considerable, jugando un papel importante en el crecimiento continuo de la empresa. Solo después de cinco años fue necesario expandir las áreas de almacenamiento, sin interrumpir las operaciones. Para este propósito, ampliamos el almacén automático de paletas, el almacén de piezas pequeñas y la tecnología de transporte. Se instaló una sala separada con estaciones de trabajo a personas y un robot de paletización para la preparación de pedidos. Fuimos responsables como contratista general de la planificación, configuración del proyecto e implementación de toda la intralogística.

Dr. Ingomar Schubert
Head of Supply Chain Management

“La puesta en marcha por etapas no era parte del plan original, pero nos permitió usar el área de bodega incluso antes que estuviera terminada."

Nueva bodega central con uso flexible

Durante la primera fase de construcción, dividimos el almacén central en cuatro áreas que, debido a la disposición, fueron fáciles de expandir. Nuestro WMS se utiliza para controlar estas áreas, así como los complejos procesos de preparación de pedidos. Se logra un alto grado de flexibilidad mediante la tecnología de transporte correspondiente basada en el principio de "mercancías a persona".

Ampliamos el almacén de la bahía alta en un total de cinco pasillos en la segunda fase de construcción y, a principios de 2016, el almacén automático de piezas pequeñas se amplió en otros seis pasillos. Al mismo tiempo, la capacidad total de manejo de materiales y, por lo tanto, la producción de preparación de pedidos se duplicó. El software calcula el patrón de capas para el robot de paletización y le dice al WMS la secuencia en la que los contenedores deben recuperarse de la preparación de pedidos. El robot de paletización garantiza una preparación de pedidos flexible y es capaz de manejar incluso los pedidos más importantes con poco aviso y sin problemas.

Proceso continuo

"La puesta en marcha paso a paso no estaba en el plan original. Pero esto nos permitió utilizar el área de la bodega incluso antes de completarla. Nos impresionó la colaboración basada en la confianza con Jungheinrich durante todo el período. Llegamos a la fecha prevista e incluso la inversión estuvo debajo del presupuesto propuesto originalmente. Con mucho gusto llevaremos a cabo cualquier expansión futura junto con Jungheinrich ", elogió al Dr. Ingomar Schubert, Director de Gestión de la Cadena de Suministro en Keller & Kalmbach.

¿Tiene preguntas?